Ortodoncis sitios > Ortodoncia Castaños > Blog > Noticia > ¿Qué pasa después de la ortodoncia? La fase de retención

Blog

  • ¿Qué pasa después de la ortodoncia? La fase de retención

    ¿Qué es la fase de retención?

    Es la fase que viene justo después del tratamiento activo de ortodoncia. Y es tan importante, o más, que el tratamiento en sí mismo, porque es en esta fase en la que se estabilizarán los resultados que hemos conseguido con tanto esfuerzo.
    Es muy importante realizar revisiones periódicas cuando se ha llevado aparato, ya que los dientes después de moverlos tienen una tendencia natural a volver a su situación anterior. Ésta situación la controlamos llevando los aparatos de retención. Existen diferentes tipos de retenedores, a continuación os los mostramos.

    Tipos de retenedores

    Los aparatos que se suelen utilizar en la fase de retención pueden ser fijos o removibles. La diferencia es que los fijos, como su nombre indica, no se pueden quitar, mientras que los removibles se pueden quitar y poner.
    1. Retenedores Removibles
    Dentro de la gama de retenedores removibles encontramos de 2 tipos. En función del estado de la boca al inicio del tratamiento el ortodoncista elegirá uno u otro modelo.
    – Retenedor HAWLEY/ JENSEN. Consiste en un aparato de resina y alambre que lleva un pequeño paladar y es usado por los niños que han llevado una 1ª Fase de ortodoncia y tienen dentición mixta.

    – FÉRULA O ESSIX: Es un aparato transparente, sin paladar y casi imperceptible a la vista. Se suele utilizar por la noche y es el más utilizado.

    2. Retenedores fijos
    La retención fija consiste en un alambre delgado que se pega en la parte interna de los dientes impidiendo que se muevan con el tiempo. Generalmente se cementa en los 6 dientes anteriores de ambos maxilares. Al ir cementado en la cara interna de los dientes es imperceptible a la vista.

    Normalmente utilizamos el retenedor fijo y el retenedor removible combinándolos de manera simultánea para mayor seguridad en los resultados.

    Cuidado de los retenedores
    Tanto los retenedores fijos, como los removibles, requieren ciertos cuidados. En el caso de los retenedores fijos es recomendable evitar alimentos duros que podrían provocar su rotura o deformación. En cuanto a la higiene es recomendable utilizar, tras el cepillado normal la seda dental y/o los cepillos interdentales.
    En cuanto a los retenedores removibles es fundamental llevarlos el tiempo indicado por el ortodoncista, no comer con el aparato puesto y lavarlo al menos una vez al día con agua fría y un jabón neutro. No se deben sumergir en colutorios, para desinfección os sugerimos inmersión en agua oxigenada.
    Además de revisar las pequeñas recidivas que pueda haber, también debemos hacer una radiografía panorámica al finalizar el tratamiento para ver que las raíces de los dientes están en buen estado y cómo evolucionan los cordales (las muelas del juicio).

    Revisiones
    Revisaremos una o dos veces al año al paciente para controlar las retenciones. Debéis acudir a la cita siempre con el retenedor nocturno para su comprobación y limpieza en caso de que lo veamos necesario.
    Antes de que los cordales causen molestias o generen que los dientes se muevan le remitiríamos a su dentista para que realice la extracción de las muelas del juicio si lo cree conveniente ya que no siempre es necesario.

    Categorias: Noticia
Comparte
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Clínicas Ortodoncis

Clínica Ortodoncia Castaños

  • Ortodoncia Castaños 946 061 798
    Cerrado del 15 al 23 de Agosto por vacaciones

Te llamamos

Acepto la política de privacidad

NOSOTROS TE LLAMAMOS

Para tu comodidad, déjanos tus datos de contacto y nos pondremos en contacto contigo sin compromiso.

Acepto la política de privacidad

X
TE LLAMAMOS - PIDE CITA